kaosenlared.net

sehansuscrito162  quedan838 Objetivo 1000 suscriptor@s! 
20 Abr 2012

Sigue la criminalización de la protesta social: Barcelona será tomada policialmente para proteger al gran capital financiero

Escrito por  Kaos. Estado Español
Valora este artículo
(3 votos)
Despliegue policial sin precedentes entre el 2 y el 4 de mayo, con miles de policías nacionales, guardias civiles y mossos d'esquadra para proteger al BCE, el lobby que dicta la política económica del capital financiero, de la supuesta acción de grupos "antisistema", de "terrorismo callejero".

Hasta 2.000 guardias civiles y policías nacionales ayudarán a los Mossos en la cumbre del BCE

 

Las calles de Barcelona volverán a ser patrulladas por la Guardia Civil y la Policía Nacional con motivo de la cumbre del Banco Central Europeo que se celebrará en la capital catalana los días 2, 3 y 4 de mayo. Hasta 2.000 policías y guardias civiles se sumarán a los 4.500 mossos d'esquadra que movilizará diariamente el Departament de Interior para blindar la ciudad.

En Barcelona se reunirá la cúpula del BCE, integrada por seis miembros, con los gobernadores de los bancos centrales de los 17 países de la zona euro. No son 23 personas, sino 23 delegaciones. Felip Puig, solicitó por carta al secretario de Estado de Seguridad, Ignacio Ulloa, la suspensión del tratado Schengen sobre libre circulación de personas, y el reforzamiento por parte de la Guardia Civil de los pasos fronterizos. El ministerio confirmó ayer que restablecerá temporalmente los controles fronterizos mientras dure la cumbre, de acuerdo con lo que prevé la legislación europea para cuando "existe una amenaza grave para el orden público".

Los gobiernos español y catalán se han conjurado para conseguir que la reunión del BCE sea un éxito. Por esta razón, la conselleria de Interior, que dirige Felip Puig, ha establecido un acuerdo con el ministerio, de gran calado político, para que las fuerzas de seguridad del Estado y los Mossos d'Esquadra lleven a cabo un plan de seguridad coordinado.

El acuerdo político conlleva un compromiso de respeto escrupuloso a las competencias de la Generalitat en materia de seguridad y orden público, pero el ministerio y la conselleria están trabajando para que la coordinación funcione sin interferencias ni cuestionamientos jerárquicos. Habrá pues una distribución precisa de tareas para que cada unidad sepa lo que tiene que hacer de acuerdo con sus mandos.

Las cúpulas de interior de ambos gobiernos han venido realizando reuniones por videoconferencia hasta ayer mismo para coordinar el reparto de tareas. Los cuerpos del Estado asumirán pues los servicios propios de sus competencias. Tratándose de un evento de ámbito internacional, la Policía Nacional tiene que encargarse de la seguridad interior y exterior de la sede del evento, un hotel de la parte alta, y de los hoteles donde se alojarán las delegaciones. También asumirá la protección de los participantes en la cumbre y de sus acompañantes y de los edificios de organismos oficiales del Estado como la sede del Banco de España y las delegaciones ministeriales. El despliegue incluirá perímetros de seguridad y vigilancia.

La Guardia Civil se centrará en el control del puerto, el aeropuerto y las fronteras. Del orden público en las calles de Barcelona se ocuparán los Mossos d'Esquadra con un despliegue de una magnitud suficiente como para disolver inmediatamente cualquier conato de protesta no autorizada. Un contingente de 4.500 mossos se relevarán cada día y otros 1.500 se desplegarán por todo el territorio catalán.

La filosofía del plan de seguridad es efectuar un despliegue extraordinario de fuerzas que resulte tan disuasorio para quienes pretendan boicotear la cumbre que haga innecesario la intervención de los antidisturbios.

Información complementaria:

El Gobierno suspenderá la aplicación de Schengen para la reunión del BCE en Barcelona

ANA TERRADILLOS/Prensa

El Gobierno quiere blindar Barcelona. El Gobierno de Rajoy va a suspender la aplicación del acuerdo de Schengen, que establece la libre circulación de personas en el territorio de la UE, para la reunión que va a celebrar el consejo de gobierno del Banco Central Europeo. La cita es el próximo 3 de mayo y la previsión es restablecer los controles fronterizos una semana antes. Interior cuenta con informes policiales que aconsejan esta medida ante la previsión de que antisistemas de diferentes puntos de Europa intenten "reventar" el evento. Según fuentes de Interior se va a triplicar la seguridad con efectivos de la Policía, de la Guardia Civil y de los Mossos de Escuadra.

El ministerio del Interior maneja informes policiales que alertan de la posibilidad de que haya incidentes en la celebración de esta cita europea que se va a celebrar en Barcelona. La medida más extraordinaria que se va a tomar es restablecer los controles fronterizos una semana antes de la cita con el objetivo de que España no se convierta en un coladero para los antisistemas. Hay constancia policial de que durante la huelga del 29-M grupos organizados de antisistemas llegaron a la ciudad condal desde diferentes puntos de Europa como Italia y el gobierno no quiere que "Barcelona se convierta en la capital europea de los antisistema".

Según fuentes de Interior se va a triplicar el número de efectivos que se han destinado a estas celebraciones en otras ocasiones. El Ministerio del Interior está coordinándose con la Delegación del gobierno de Cataluña para establecer y programar el número de efectivos desplegados de Policia, Guardia Civil y Mossos de Escuadra. Según fuentes policiales, Barcelona va a ser una ciudad blindada y entre las medidas preventivas que se van a hacer está la de retirar gran parte de los contenedores que hay en la ciudad para evitar los incidentes de la huelga general donde más de 300 contenedores fueron quemados.

Según la legislación actual cada país puede suspender de forma unilateral la aplicación del tratado por un tiempo concreto y para preservar el orden público.El paso siguiente es comunicarselo a las autoridades europeas.

Desde el año 1999 el Banco Central Europeo (BCE) celebra dos veces al año, en mayo y octubre, su reunión de política monetaria fuera de su sede central en Francfort. La cumbre de política monetaria se celebra con la cooperación del Banco de España. Además del presidente, Mario Draghi, y el vicepresidente del BCE, Vítor Constancio, van a estar en Barcelona el resto del comité ejecutivo y los gobernadores de los bancos centrales de los 17 países de la zona Euro, que debatirán cuestiones como la modificación de los tipos de interés.

 

Fuente: agencias

Modificado por última vez en Viernes, 20 Abril 2012 10:54

Add comment


Security code
Refresh