kaosenlared.net

sehansuscrito162  quedan838 Objetivo 1000 suscriptor@s! 
19 May 2014

Estrategias peligrosas Destacado

Escrito por 
Valora este artículo
(10 votos)
A propósito de la reciente firma de los acuerdos de seguridad entre Cuba y Rusia. El error de confiar en que EEUU levantaría el bloqueo sin cambios políticos internos.

Distintas informaciones dan cuenta de la reciente  firma entre Cuba y Rusia de un acuerdo de cooperación en materia de Seguridad, rubricado por el Coronel Castro Espín, de la Comisión para la Seguridad y Defensa Nacional de Cuba y N. P. Patrushev del Consejo de Seguridad de la Federación Rusa.

La publicación del entendimiento indica el interés de las partes en que otros  gobiernos estén informados del mismo, dejar claro  que Rusia, de nuevo, busca merodear en el “bajo vientre” de EEUU y que el gobierno cubano está dispuesto, otra vez, a prestarse a esa estrategia.

El movimiento geopolítico de Moscú pretendería llevar  a EEUU el mensaje de que sus intervenciones actuales y futuras en Ucrania,  podrían ser respondidas desde territorio cercano al suyo. Un asomo de un eventual remedo de la Guerra Fría, con otros tintes.

Lo que no está muy evidente es qué tanto ganan el gobierno y el pueblo cubanos, con esa  vinculación al conflicto entre EEUU y Rusia, que no es ya el enfrentamiento entre la cabeza del imperialismo internacional  y la cabeza del “socialismo” mundial. Si nos atenemos a las economías de ambos países, se trata de un enfrentamiento entre potencias imperialistas.

Este artículo trata de abordar el tema.

Dadas nuestras experiencias con los rusos y las consecuencias de nuestros anteriores y muy estrechos lazos con ellos, para nuestras relaciones hemisféricas y para nuestra economía, este compromiso público pudiera ser, más bien, una estrategia peligrosa.

Un peligro de este acuerdo, para los intereses de Cuba como nación, aparece precisa y claramente porque se firma coincidiendo con las complicaciones entre Rusia y Occidente, por el conflicto ucraniano, la anexión rusa de Crimea y eventualmente de la región del Donetsk. Y este contexto, guste o no, nos ponen a los ojos de Occidente y especialmente de EEUU, en situación de peón ruso en este ajedrez mundial. Y los peones son piezas de cambio.

Por mucho que se niegue que seamos un “satélite ruso”, ese acuerdo de seguridad así puede ser interpretado (ojo, repito, puede ser interpretado) por el vecino imperio del Norte, dada la realidad de anteriores décadas, cuando llegamos a ser una base de cohetes atómicos, de submarinos nucleares y de espionaje electrónico, dirigida contra el cercano vecino norteño, que objetivamente convertían a nuestro país en una amenaza a la seguridad nacional de EEUU.

Por otro lado se firma este documento, cuyas cláusulas no se conocen, en el momento en que el gobierno cubano busca un acercamiento con la CE y un levantamiento del bloqueo de EEUU que le permitan un aumento de la inversión extranjera y especialmente un despegue del megaproyecto de El Mariel. Algo, a todas luces, contraproducente.

Es de suponer, también que los brasileños, quienes invirtieron miles de millones aquí, pensando en una aproximación entre EEUU y Cuba, no estén muy contentos con este acuerdo ruso-cubano, que pudiera distanciar más cualquier eventual levantamiento del bloqueo/embargo.

Dudo que los estrategas del gobierno que preside Raúl Castro no hayan contemplado estas aristas del fenómeno y no estén apercibidos de las consecuencias de volver a cometer errores pasados. En tal caso, pueden estar buscando alternativas de ayuda internacional, ante el convencimiento de que es imposible un entendimiento con la CE y un levantamiento del bloqueo norteamericano debido a que no están dispuestos a ceder a sus demandas sobre los derechos humanos en Cuba.

Entonces se trataría del reconocimiento del grave error en cálculos políticos, con mucho perjuicio económico, de creer que EEUU levantaría el bloqueo y permitiría la inversión de sus capitales en la isla, sin que en Cuba existieran cambios fundamentales en su política interna. Algo que venimos planteando hace tiempo, incluso antes de que fueran inauguradas las obras del Mariel.

También pudiera pensarse que con ese acuerdo Cuba está en una posición más “sólida” para negociar el levantamiento del bloqueo y presionar en esa dirección, algo que dudo sea recibido así en EEUU. En todo caso es probable que Obama se vea más presionado por los interesados en arreciar las sanciones del embargo-bloqueo para que desista de “actualizar” la política hacia Cuba.

Nos la pasamos pidiendo que levanten el bloqueo, pero ahora le echamos leña.

Habría que ver qué piensan sobre todo esto  los más pragmáticos dentro del gobierno y el Ejército cubanos, interesados en un desarrollismo capitalista a partir de inversiones norteamericanas permitidas por un eventual aflojamiento o levantamiento de las sanciones yanquis.

En este sentido,  probablemente, la presencia del hijo de Raúl, “firmando  el entendimiento” tenga el propósito de dejar bien claro el mensaje a todos los auditorios internos, de que este movimiento responde plenamente a los intereses de la máxima dirección, por lo cual nadie debe cuestionarlo.

Otras veces se ha abordado el tema: Los problemas de la seguridad nacional deben verse integralmente, contemplando no solo el corto plazo, sino también el mediano y el largo, y que además de  los  aspectos militar y de seguridad (Inteligencia y Contra-Inteligencia), deben tenerse en cuenta otros factores diplomáticos, de relaciones económicas y políticas internacionales, de satisfacción ciudadana con las políticas económicas  y sociales internas, de participación democrática de la ciudadanía, etc.

Una vez más se están dando pasos de mucha importancia para todos, sin contar con el pueblo.

Esta Rusia no tiene que ver con aquella Unión Soviética. También pudiera decirse, que ya el gobierno de Cuba difiere de aquel inicial de los 60 que buscaba el socialismo.

Rusia es un gigante núcleo económico político y militar más, de la era imperialista. Cuba quedó como electrón extraviado del “socialismo de estado” fracasado, en busca de sostén internacional.

Quizás la explicación a esta estrategia puede ser que ese electrón suelto en el espacio internacional, necesitado de una fuerte ayuda económica, no encuentra hoy otro núcleo duro al que acercarse, para seguir sobreviviendo, que el antiguo aliado, hoy enfrentado a su “principal enemigo”; siguiendo el pragmático proverbio de que “el enemigo de mi enemigo es mi amigo”.

Y, muy claro: el petróleo ruso es una alternativa ante los problemas que hay en Venezuela.

Rusia tendría nuevamente que pagar un alto precio por el apoyo de su  viejo aliado caribeño. No hay claridad respecto a cuánto tendrá que pagar Cuba.

Lógicamente, este acercamiento a Rusia y el presumible endurecimiento del bloqueo por parte de EEUU u otras medidas de éste contra nuestro país en represalia, pueden traernos graves consecuencias y pueden redundar en una mayor represión contra la oposición interna, en una paralización de las ya lentas medidas de la “actualización” y en más sufrimientos para el pueblo cubano en general.

A mi modesto modo de ver, se trata de una estrategia que  quizás le sirva a la elite político-militar para extender un tiempo más su pleno control de la política y la economía; pero con muchos peligros y eventuales complicaciones para el futuro de la nación cubana.

Viva Cuba libre. Socialismo por la vida.

Modificado por última vez en Miércoles, 21 Mayo 2014 10:36

Comments   

-2 #3 Elpidio Valdes Valdes 2014-05-21 03:15
En mi ultimo comentario sobre el senor Campos, exprese que el mismo es posible que este en Ecuador, quizas en Venezuela al lado de la derecha facista que intenga destruir el proceso bolivariano, no nos extranaria en lo mas minimo, los que piensan con los intestinos en lugar del cerebro, solo piensan cuando defecan y cuando lo hacen todos sabemos lo que se obtiene en esos pensamientos, no hay que ser adivino o muy inteligente para saberlo.

Este articulo es uno de los mas indignos y mas denigrantes que el senor Campos haya escrito, pues su sentir hacia el Imperio esta claro, definido y sobre todo explicado con lujo de detalles, ya nadie se puede llamar a enganos, Pedro Campos es un agente oficial y con identificacion de la Agencia de Inteligencia de los Estados Unidos o de la Agencia Nacional de Seguridad, no se quien le puede pagar mas, de cualquier forma es un traidor mas a los intereses del pueblo cubano, de unos muy bajos kilates de plomo y con un bajo sentido del conocimiento de la historia del pais y su pueblo.

Pedro Campos ha caido mas bajo que Farinas, que Yoanis y que la senora de la huelga del aguacate, solo es necesario que se tome sus fotos con Posada Carriles y con los bravos muchachos de la Brigada 2506, que hoy por hoy deben de ser sus heroes mas queridos y venerados, pues el dinero que le aportan es mucho para no asumir sus posiciones de lacayo del Imperio en la Cuba Revolucionaria y Anti-Imperialista.

Este senor no conoce de relaciones internacionales, no conoce de relaciones de hermandad entre los pueblos de Cuba y Rusia, el no conoce lo que es el respeto a un pueblo noble, digno y sacrificado como el ruso, pues que no exista una Union de Republicas Socialistas Sovieticas, no es elemento alguno para denigrar a Rusia y su actual Gobierno que ha asumido la defensa de su pais y de sus ciudadanos con la misma lealtad, principios y dignidad con que lo hemos hecho los cubanos desde hace casi 200 anos.

Dejemos al senor Estrategas de los Intestinos del Imperio, continuar con sus defecantes campanas contra la Isla y cuanto pais se opone al Imperio del Norte Revuelto y Brutal, este tipo de personaje quedara como han quedado otros de similares o iguales caracteristicas como elementos acumuladores de la basura politica e ideologica que hoy trata de reciclarse sin conseguirlo.

Mis saludos revolucionarios, marxistas y martianos, no podran con nosotros los cubanos ni con los rusos, la historia no tiene vuelta atras, Cuba, Venezuela, Ecuador, Bolivia, Nicaragua, Rusia y otros seguiran el camino de la dignidad y la justicia revolucionaria para los pueblos, al Imperio no le debemos absolutamente algo y si estamos obligado por la historia, los martires y heroes de la patria, a enfrentarlo siempre y cada dia con mas confianza, inteligencia y sabiduria que antes, pues estamos ante un cadaver politico que no sabemos cuando habra que enterrarlo, pero si sabemos por seguro que sino es nuestra generacion quien lo haga desaparecer, sera la que viene detras de nosotros, no tenemos duda alguna.
Quote
-4 #2 esteban de cuba 2014-05-20 03:50
¿Quién diablos te dijo que Cuba es el “bajo vientre” de EEUU? Cuba es un país libre y soberano, con todo el derecho del mundo de concertar cooperaciones militares con el país que desee ¿Acaso EEUU no tiene bases militares en cada oscuro rincón de este mundo? ¿Por qué mejor no escribes sobre la ilegal Base Naval de Guantánamo?
Es una gran estupidez pensar o dar a entender que Cuba vaya a inmiscuirse en un conflicto lejano, que no le atañe y del cuál no gana absolutamente nada. Por otro lado entre Rusia y Cuba existen buenas relaciones históricas y fuertes lazos de hermandad de una época gloriosa. Contar con la cooperación en materia de seguridad no le viene mal a Cuba. Es evidente que un nuevo acercamiento entre Rusia y Cuba levantará unas cuantas ronchas al enemigo común.
Quote
-7 #1 Eduardo Rojas 2014-05-19 16:52
Los trotkistas no andan diciendo claramente "yo golpeo al mismo que golpea Eeuu". Simplemente, lo hacen, y el que se da cuenta, bien. Y el que no, no nomás.

Así opera la enseñanza más grande para los trabajadores, que si bien teorizada por los padres del marxismo - leninismo - stalinismo, fue expresada con la mayor excelencia por Bolivar: Más nos han dominado por el engaño que por la espada

Aquí Campos no está preocupado por Cuba, sino que está haciendo lo que ha hecho todo trotkista desdeLech Walesa en adelante: golpear al mismo que golpea a Eeuu.

Da vómito las manifestaciones concretas expresadas en el artículo, de lo que tiene Campos en su estructura cognitiva respecto de Eeuu. Lo único que se le ocurre es ver a Eeuu como un dios, al que evitar ni con el pétalo de una rosa. Me hirió la sangre ver que Campos se refiere a Cuba como "el bajo vientre" de Eeuu, como si eso fuera lo más natural del mundo. Perro sarnoso, cerebro podrido es Campos.

Sumido en su endiosamiento al yanqui, lo único que le cabe en la cabeza a Campos, es que Brasil se disgustará. Ni se imagina que en este mundo existe gente que tiene aspiraciones de ser "jugador independiente", como dicen los rusos.
A Campos le viene como anillo al dedo ese libro tan famoso "La servidumbre voluntaria".
Brasil fundó Unasur y es miembro del Brics, sabe muy bien lo que está haciendo en Cuba
Quote

Add comment


Security code
Refresh